Municipios Valsequillo

Entrega Gobierno federal dos casas modelo a damnificados de Tehuitzingo


Entrega Gobierno federal dos casas modelo a damnificados de Tehuitzingo

Servirán de ejemplo para los afectados que perdieron sus hogares en el 19-S. Fueron construidas de ladrillo rojo hueco, las paredes no cuentan con castillos o muros de varilla y concreto, tendrán piso de cemento y techo de bovedilla

A dos meses de la tragedia que dejó el sismo del pasado 19 de septiembre el Gobierno federal construyó las primeras dos viviendas en el municipio de Tehuitzingo. Se trata de construcciones que miden siete metros de largo y ocho de ancho, en las cuales se habilitarán dos recámaras, una cocina y un baño.

Pedro Pérez Ruiz es uno de los más de 400 afectados por daños estructurales a sus hogares en Tehuitzingo  a causa del  temblor del 19 de septiembre, su casa fue pérdida total y desde hace dos meses vive con su hija María Pérez Sánchez en una casa de campaña de las que mandaron los chinos.

Su domicilio estaba ubicado en la calle Morelos número 8 en el municipio de Tehuitzingo, don Pedro de 98 años de edad señaló que hace dos semanas llegaron unos ingenieros quienes le dijeron venían de la empresa que contrató el Gobierno federal para construirle su vivienda. Tendría el privilegio de ser el primero en recibirla ya que su casa servirá de ejemplo para las demás personas afectadas.

La construcción de 7×8 metros tiene dos recamaras, un baño y cocina comedor, ya en el municipio hay otras dos en obra negra que la empresa entregará a más tardar en un mes para que sirvan de modelo a todos los damnificados.

Fueron construidas  de ladrillo rojo hueco, las paredes no cuentan con castillos o muros de varilla y concreto, cada cuarto tendrá una ventana y puerta, piso de cemento y techo de bovedilla, similar a una casa tipo Infonavit.

María Pérez Sánchez señaló que antes de iniciarse la construcción, la empresa le solicitó el número de folio que recibió de Sedesol, le informaron que en su caso no le entregarán la tarjeta, pero sí su vivienda valuada en 120 mil pesos.

El único requisito es que los beneficiarios tienen que sacar el escombro y preparar el terreno donde se edificará la casa.

Cabe señalar que esta etapa de construcción ha generado dudas en los damnificados en el sentido de que no saben si recibirán la tarjeta o la construcción de este tipo de viviendas, puesto que algunos tenían casas de dos piso y además se quejaron de no tener recursos para levantar el escombro, problema que existe en todo el municipio por los más de 200 hogares que ya se han demolido.



Fuente

Saul Perez Leon

Apasionado columnista, critico analyst social media.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *